lunes, 5 de octubre de 2015

HOME EXPOSICIONES DONACIÓN JOSÉ TASENDE_museo de bellas artes





El pasado 22 de mayo el museo acogió la donación de diversas obras de arte que fueron presentadas en rueda de prensa a comienzos del mes de junio. Entre ellas destaca por su calidad y representatividad un conjunto de piezas del artista vasco contemporáneo Andrés Nagel (San Sebastián, 1947), donadas por el estadounidense de origen bilbaíno José Tasende, fundador de la prestigiosa galería que lleva su nombre y en la actualidad tiene sede en La Jolla (California).
Se trata de 34 obras realizadas en las décadas de los ochenta y noventa del pasado siglo: 16 son piezas de técnica mixta y óleo sobre poliéster y fibra de vidrio, y 18 collages sobre grabado. Todas las piezas donadas se presentarán ahora al público en lasala 33 del museo hasta el 11 de enero del próximo año.
Andrés Nágel estudió Arquitectura en Pamplona entre 1965 y 1972, fecha en la que comienza a trabajar el grabado y conoce a Eduardo Chillida, referente fundamental en su trayectoria. Por esos años forma parte del grupo de artistas –Vicente Ameztoy, Ramón Zuriarrain, Marta Cárdenas…–empeñados en renovar la plástica vasca a partir de un ideario figurativo en clave contemporánea y, a menudo, utilizando recursos derivados del arte pop, del surrealismo y del expresionismo.
A pesar de iniciarse como pintor, pronto mostró su preferencia por la escultura haciendo uso de nuevos materiales de origen industrial. Su afán experimental le ha llevado a trabajar con óleo, acrílico, hierro, bronce, zinc, latón, plomo, estaño, fibra de vidrio y poliéster, y también a reutilizar objetos preexistentes –latas, cuerdas, tubos de neón o muebles–, manejados mediante diversas técnicas como la escultura, la pintura, y las artes gráficas. Uno de sus materiales preferidos es la fibra de vidrio, que emplea sin moldes buscando la inmediatez entre la idea y el objeto. También trabaja habitualmente el collage, que le permite usar expresivamente los contrastes entre texturas y ejecutar y alterar la obra con rapidez.
Las 34 obras ahora donadas por José Tasende son, precisamente, esculturas en poliéster y fibra de vidrio y collages, y pertenecen a un periodo en la trayectoria artística de Nagel, finales de la década de los ochenta y comienzos de la siguiente, de gran actividad y dominio técnico. Muchas de ellas recogen un complejo mundo de referencias contemporáneas procedentes del cine, el cómic, el cartelismo y la publicidad, pero también del arte antiguo. Con todo ello Nagel ofrece una personal visión artística que desconcierta al espectador al presentar una narración de lo cotidiano irónica, burlesca o abiertamente absurda.