jueves, 11 de diciembre de 2014

La Alhóndiga llevará el nombre de Iñaki Azkuna





El alcalde de Bilbao, Ibon Areso, ha anunciado este miércoles que el centro cultural y de ocio de la Alhóndiga llevará el nombre de Iñaki Azkuna, en reconocimiento al regidor fallecido el pasado mes de marzo. Areso ha comunicado esta decisión al término del pleno, de carácter ordinario, que ha celebrado hoy el Ayuntamiento de la capital vizcaína.
El alcalde ha explicado que se ha decidido por rebautizar el centro de la Alhóndiga con el nombre de su antecesor al ser ésta la obra "más entrañable e importante" que está "vinculada directamente a la gestión política de Azkuna". El centro de ocio y cultura Alhóndiga Bilbao, levantado en el edificio del viejo almacén de vinos de la capital vizcaína, fue diseñado por el francés Philippe Starck e inaugurado por Azkuna el 18 de mayo de 2010, después de nueve años de obras y una inversión de 71 millones de euros.
Areso ha indicado que al hacer esta propuesta pensó en el Centro Pompidou de París, el edificio de arte y cultura que lleva el nombre de un expresidente de la República francesa. El pasado día 4, el PSE ya planteó que el centro Alhóndiga Bilbao se denominara Iñaki Azkuna, aunque el portavoz socialista en el Ayuntamiento, Alfonso Gil, ha asegurado hoy que no lo habría propuesto si hubiera sabido que esa era la iniciativa concreta que iba a revelar Areso.
El alcalde ha explicado que, nada más fallecer Azkuna, el pasado 20 de marzo, hubo un "clamor popular" para que se le dedicase una calle y se habló de dar su nombre a la Plaza Circular. Areso ha recordado que Azkuna no era nada amigo de cambiar nombres de calles y que pocas semanas después del fallecimiento del anterior alcalde propuso a algunos de sus allegados, "para no hacer algo que no fuese aceptado en su círculo íntimo", que el edificio de la Alhóndiga fuese el elegido para el homenaje.
Más tarde comunicó el asunto a la directora de Alhóndiga Bilbao, Lourdes Fernández, para que no se hiciese papelería o cartelería del centro que supusiera un "gasto inútil", y después informó a los grupos municipales de que próximamente daría a conocer su decisión en reconocimiento de Azkuna, que no les concretó.
Rechazo de EH Bildu
"Luego vino la rueda de prensa del Partido Socialista. No sé si creo en casualidades", ha agregado Areso. El portavoz del PSE ha defendido que un edificio "emblemático" como la Alhóndiga lleve el nombre de quien fuera alcalde durante 15 años, que "murió en el ejercicio de su cargo" y que tenía "un liderazgo reconocido por la gente". Aitziber Ibaibarriaga, de EH Bildu, ha considerado que la decisión de Areso puede resultar "partidista" y un "culto a la personalidad" de Azkuna, y ha expresado su rechazo a esta medida al entender que "no hay precedentes" con otros alcaldes.
Areso le ha respondido que sí hay precedentes de calles dedicadas a alcaldes (ha citado a Ercoreca, Moyúa, Uhagón y a Victoria de Lezea) y ha añadido que "no es una ocurrencia partidista" y que, si estuviera pensando en la campaña electoral, no habría hecho la propuesta.
La portavoz del PP, Beatriz Marcos, ha señalado que "la Alhóndiga ha sido la Alhóndiga toda la vida" por lo que cree "muy difícil" que ahora se la empiece a llamar de otra manera, y ha considerado que sería mejor poner el nombre de Azkuna a algún edificio nuevo, como podría ser la futura estación de autobuses de Termibús. Areso ha dicho que no sabe si el nombre "cuajará" entre los bilbaínos, pero ha subrayado que cuando se celebre allí, por ejemplo, una cumbre de alcaldes, no habrá dudas de que tendrá lugar "en el centro del alcalde Azkuna".
El PSE ya propuso la semana pasada que el emblemático centro de ocio y cultura se llamase 'Iñaki Azkuna'. El portavoz socialista en el Ayuntamiento, Alfonso Gil, dijo que era el momento de que esta corporación municipal "reconociese" la figura de Azkuna, "un líder de ciudad sin paliativos". La propuesta del PSE era que la Alhóndiga, que Azkuna "desarrolló en su mandato y fue capaz de poner en marcha", llevase el nombre del regidor fallecido. Otro de los lugares que figuró como posible fue la plaza Circular. Pero con la Alhóndiga Azkuna ya ha encontrado su lugar en Bilbao.